La consejera de Economía recuerda que las exportaciones de la Comunidad a esta potencia oriental han crecido un 29,5% en los últimos diez años, pero aún representan sólo el 2,8% del total

Rueda de prensa del Consejo de Gobierno del 18 de julio de 2017

La consejera de Economía, Industria y Empleo, Marta Gastón, ha comparecido  en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno para exponer el balance de su visita institucional a China de la semana pasada, cuyos resultados “muy satisfactorios” se refuerzan además con las previsiones oficiales de crecimiento que el propio gigante asiático sitúa en el 6,5% para este año, sustentado sobre todo en el aumento de su demanda interna, lo que ofrece grandes oportunidades -ha dicho- para las empresas aragonesas. En este sentido, ha señalado que las exportaciones aragonesas a China han crecido un 29,5% entre 2006 y 2016, pero todavía representan sólo un 2,8% del total del comercio exterior de la Comunidad. “Tenemos un amplio recorrido”, ha remachado, para el crecimiento de los negocios con este país.

El acuerdo para tener en menos de un año una parada en Zaragoza del llamado Tren de la Seda -el mayor convoy de mercancías del mundo-, la adhesión del Gobierno de la próspera ciudad de Yiwu a la sociedad pública Aragón Plataforma Logística (APL) para participar de modo consultivo en el diseño de nuevas estrategias, el interés por la Plataforma Logística de Zaragoza (Plaza) de Cosco -gigante chino de transporte marítimo y logística mundial-, así como otros avances en logística, en internacionalización de las empresas aragonesas y en relaciones con multinacionales chinas del comercio electrónico y la distribución mundial son los principales hitos de la fructífera visita institucional de la semana pasada a las ciudades de Yiwu y Hangzohoy, en la rica región de Zheijang, que congrega a 50 millones de personas.

Gastón ha insistido en los dos principales ejes estratégicos de la economía aragonesa, la logística y la internacionalización, han salido reforzados de la visita a la potencia asiática, en la que le acompañaron el gerente de las plataformas logísticas de Aragón, Francisco de la Fuente, y el director de la empresa pública Aragón Exterior (Arex), Javier Andrés.

La consejera ha expresado su satisfacción por los resultados alcanzados, que superan todas las expectativas, y ha subrayado que los acuerdos alcanzados y las bases que se han sentado para la llegada de nuevos proyectos e inversiones a Aragón y las grandes oportunidades que se abren para las empresas y la economía regional en general se traducirán en la creación de riqueza y empleo en la Comunidad.

El Tren de la Seda, que une la ciudad de Yiwu con Madrid a lo largo de más de 13.000 kilómetros, contará con una parada en Zaragoza en menos de un año, según anunciaron públicamente los responsables de la empresa estatal Timex, que gestiona este convoy. La creación de este puente permitirá colocar directamente los productos de Aragón en el mayor mercado mayorista del mundo, el de Yiwu, que distribuye a 216 países, y también junto al mayor puerto del planeta (Ningbo), así como en las paradas existentes a lo largo de los ocho países que atraviesa la línea.

También se han fortalecido los lazos institucionales y comerciales que se vienen tejiendo desde hace dos años con Yiwu –principal plataforma mundial del comercio electrónico y la distribución mayorista-, que participará a modo consultivo en el diseño de nuevas estrategias dinamizadoras de APL y que quiere seguir la estrategia logística global de Aragón aunando infraestructuras, formación, investigación y conectividad.

Asimismo, ha declarado su interés por Plaza el gigante chino de transporte marítimo y logística integral Cosco, que tras comprar Noatum gestiona su terminal intermodal en Zaragoza y recientemente ha adquirido participaciones en los puertos de Valencia o Bilbao. Además el viaje ha permitido abrir nuevas relaciones con algunas de las mayores multinacionales chinas vinculadas a la logística mundial, como Huawei, y las autoridades regionales de Zeijang se comprometieron expresamente a abrir las puertas de la compañía global Alibaba, que tiene su sede central en la capital de esta región china y sigue expandiendo sus negocios por todo el mundo.