Las empresas recibieron estos galardones por su labor en la apertura de mercados, asistencia a ferias internacionales o sus exportaciones durante tres años

Este jueves se ha hecho entrega en la Cámara de Zaragoza de los Premios a la Exportación 2016 a las empresas aragonesas Maetel (en la categoría de Gran Empresa), Arpa (Mediana), Famesa (Pequeña) y Agroveco (Emprendedor). De esta forma, se reconoce la labor de estas entidades en la apertura de mercados, su asistencia a ferias internacionales o sus historiales de ventas en el extranjero durante los últimos tres años.

La entrega de los premios, que cuentan un año más con el apoyo de Ibercaja, Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación (CESCE) y Halcón Viajes, ha contado con la presencia del presidente de la Cámara de Comercio, Manuel Teruel, y la consejera de Economía del Gobierno de Aragón, Marta Gastón.

Gastón, quien ha anunciado que en los dos primeros meses de 2017 las exportaciones han aumentado un 6,7% con respecto a 2016, no dudó en agradecer a las empresas su esfuerzo por salir al exterior y vender Aragón por todo el mundo. “Estos Premios conllevan ese meritorio reconocimiento por haber salido a mercados extranjeros, pero al mismo tiempo, requiere de nuestro agradecimiento porque sirven de estimulo y ejemplo para que otras empresas de nuestro tejido den el paso y no tengan miedo a esos riesgos que, al menos la inicio, conlleva”, ha declarado la consejera.

Mientras, el presidente de la Cámara recalcó la importancia de estos premios de cara a la competitividad de las empresas. “Una empresa puede tener la ISO 9000, la 14000, certificación OSA, modelo FQM, pero solamente significan que está organizada. Que una empresa es competitiva solamente se puede medir cuando se compara con el resto de empresas del mundo, es decir, cuando tiene cota de exportación”, ha manifestado Manuel Teruel. Por tanto, “si una empresa no tiene cota de exportación, no tiene ninguna información para saber si es competitiva”, ha concluido.

PREMIOS A LA EXPORTACIÓN

Maetel (Maessa Telecomunicaciones, Ingenieria, Instalaciones y Servicios S.A.) recibió el premio en la categoría de Gran Empresa. Diseña y fabrica proyectos industriales y de energías renovables, y está considerada todo un referente mundial en el sector de las placas fotovoltaicas. Su director general, José Luis Celorrio, ha destacado que el mercado exterior representa el “90% de nuestra facturación y el 95% de nuestra cartera de negocio futuro”, pese la juventud de la empresa, que comenzó a exportar en el año 2009. Además, se ha mostrado “muy contento” con este premio ya que “reconoce la labor de las personas que deben estar muchos días alejados de su familia y que ven que tiene una cierta justificación y da sus frutos”.

Por su parte, Arpa (Equipos móviles de campaña Arpa) tuvo el premio de la categoría de Mediana Empresa. Desarrolla soluciones integrales de logística de campaña en cualquier lugar del mundo. Este año cumplirá su 50º aniversario y es la segunda vez que recibe este reconocimiento. “Que 34 años después y cuando vas a cumplir 50 años te den este reconocimiento lo recibes con mucha alegría y con mucho orgullo”, ha afirmado la consejera delegada, Clara Arpa. En este caso, el 100% del trabajo de la empresa es exportador y, solo hace unos meses, tuvo el honor de compartir viaje a países árabes con el rey Felipe V. “El fruto de ese viaje es el reconocimiento que nos dieron a la vez que acompañar a Su Majestad a un viaje donde normalmente solo van las empresas del Ibex 35. De ahí, las relaciones que pudimos hacer directamente con miembros de la Consejería de Comercio sí dan sus frutos”, ha compartido.

Al mismo tiempo, Famesa (Fabricantes de Menaje S.A.) fue galardonada con el reconocimiento en la categoría de Pequeña Empresa. Produce y comercializa desde hace 40 años productos de plástico para menaje y hostelería. “Llevamos unos diez años exportando. Empezamos en el año 2007 y, desde entonces, destacaría la progresión y el crecimiento sostenido durante todos los años””Para nosotros es un honor y un orgullo recibir este premio, sobre todo, teniendo en cuenta la gran cantidad y el nivel de las empresas de Zaragoza. Es un reconocimiento a la labor realizada a toda la plantilla”, ha apuntado su director gerente, Javier Vicente.

Finalmente, Agroveco (Agropecuaria del Valle del Ebro Sociedad Cooperativa) recibió el premio en la categoría de Emprendedor. Es una cooperativa agraria que elabora y distribuye piensos compuestos. “Es un reconocimiento a la labor que se está haciendo en cada parte de la empresa. Somos una cooperativa y para nosotros es algo que no es muy habitual. Eso nos llena de orgullo por el trabajo que estamos haciendo. Es un premio al esfuerzo que hemos hecho en los últimos seis años”, ha expuesto el director de Exportación, Jorge Guillén.

Los Premios a la Exportación reconocen desde hace 39 años la dimensión internacional de la economía y en ese tiempo han otorgado más de un centenar de distinciones. Esta nueva edición de los premios camerales corresponde, además, a un ejercicio de nuevo récord en la internacionalización de la economía de Aragón: las exportaciones ascendieron a 10.865 millones de euros durante 2016, con un incremento interanual del 2,7%.