El presidente de Aragón, Javier Lambán, asiste este jueves al XXXV Plenario de la Comunidad de Trabajo de los Pirineos, que se celebra en Biarritz (Francia)

En esta cita, el mandatario aragonés asumirá la Presidencia de esta organización durante los dos próximos años, hasta 2019, recogiendo así el testigo de la principal autoridad de Nouvelle Aquitania, Alain Rousset.

En este encuentro se va a hablar de los Pirineos, de despoblación, de la promoción turística, del cambio climático y de las comunicaciones en esta zona, entre ellos, el Canfranc. “Se va a hablar del Canfranc y de otros tipos de comunicaciones que interesan a otras regiones. Nos importa mucho el Canfranc y las autopistas eléctricas por el centro del Pirineo. Pero a Navarra y Cataluña les interesan otras cuestiones que nosotros, solidariamente, apoyaremos”, ha señalado Lambán.

Le acompañará el consejero de Presidencia, Vicente Guillén, quien ha explicado los tres principales temas que se van a tratar: los Interreg y fondos Poctefa, que van a repartir 71 millones de euros en una segunda fase; el Plan Estratégico Pirineos como hoja de ruta para los próximos cinco años, en los que entran las vías ferroviarias; y de una resolución sobre el futuro de esta Comunidad de Trabajo.

En el aire está la participación de Navarra y Cataluña en esta reunión. Lambán ha confirmado que “estarán”, aunque “no se sabe con qué nivel de representación y con qué intenciones”. “Espero que el 155 suave que el Gobierno ha aplicado en Cataluña signifique que la participación sea constructiva, sensata y razonable como lo ha sido siempre”, ha afirmado.

Aragón ya ostentó durante los años 1985-1987 y 2001-2003 la presidencia. Por lo tanto, esta sería la tercera presidencia de Aragón y la decimoséptima en los 35 años desde su creación. Pero en aquel momento la estructura, funcionamiento, y las funciones de la CTP eran muy distintas de las actuales, ya que no estaba constituida como Consorcio ni era autoridad de gestión de un programa operativo como el Poctefa, por lo que el volumen de trabajo de la CTP se ha incrementado exponencialmente.