Artículo

El sudeste asiático: un mercado lejano que exige cercanía

El manager Asia-Pacífico de Taim Weser, Daniel Escuer, nos explica las claves para operar en estos países que son importadores por naturaleza y que cada vez miran más al mercado europeo buscando calidad en producto y servicio.

Indonesia, Malasia y Singapur son tres mercados situados en el sudeste asiático  que presentan grandes oportunidades para el tejido económico aragonés y que tienen economías en crecimiento constante. Daniel Escuer es el Manager Asia-Pacífico de Taim Weser, y anteriormente fue responsable del asentamiento en dichos mercados de una pyme dedicada a los grupos electrógenos. Estuvo viviendo tres años en Kuala Lumpur, la capital de Malasia, por lo que conoce muy bien los mercados de estos países, su cultura y funcionamiento.

Daniel Escuer durante el desayuno internacional.

Recientemente ha asistido a un desayuno internacional de Club Cámara y ha explicado las claves para hacer negocios en el Sudeste Asiático. «Indonesia, Malasia y Singapur son mercados lejanos que exigen cercanía. Quizá la lejanía genera desconfianza entre los europeos, pero allí son muy de roce y de confianza», explica Escuer. Por eso, insiste en la importancia de contar allí con un socio local que se convierta en «nuestros ojos, oídos y boca allí».

Dentro del sudeste asiático existen diferencias entre países. «Podríamos distinguir por un lado Indonesia y Malasia y por otro Tailandia y Vietnam. Tienen un desarrollo similar, pero la forma de trabajar y las costumbres son diferentes. Indonesia y Malasia tienen mucha población de origen chino trabajando en empresas, por lo que la forma de negociar está más próxima a dicho país», señala. Según explica, son países muy abiertos a la importación y aceptan muy bien el producto europeo: «no buscan sólo precio y calidad, sino también buen servicio». Durante un tiempo compraban mucho a China, pero «ahora vuelven a mirar al mercado europeo y es un buen momento para acercarse», añade.

Según explica Daniel Escuer son mercados abiertos acostumbrados a trabajar con gente de otros países y no tienen barreras por el idioma. Sobre todo destaca Singapur, que ha sido durante muchos años el punto de distribución en Asia para Europa y Estados Unidos. «No hay grandes diferencias arancelarias entre estos países y no son proteccionistas por naturaleza», asegura.

En cuanto a la logística y el transporte, un aspecto muy importante para la exportación, Escuer destaca que casi todas las rutas pasan por Singapur, y también Malasia tiene rutas directas a Europa. En Indonesia el tráfico rodado es más complejo y los envíos exigen transbordos internos que dificultan el proceso.

 

 

También te puede interesar

Ocho empresas aragonesas viajan a México para establecer alianzas en proyectos de Contract

La delegación empresarial se está reuniendo durante toda esta semana con importantes despachos internacionales de arquitectura, interiorismo y diseño, desarrolladores y grupos inmobiliarios. La misión comercial se integra en las acciones del Plan Contract Aragón, impulsado por Aragón Exterior (AREX) y las Cámaras de Comercio de Aragón en el marco del Plan AREX Hábitat #MadeinAragón.

Quiero recibir los casos de éxito en mi email