Energía

La consejera de Economía, Industria y Empleo firma un convenio en Bruselas con la principal iniciativa tecnológica de la Comisión Europea en materia de este vector energético. Marta Gastón afirma en un encuentro internacional sobre hidrógeno y pilas de combustible que «estamos construyendo un futuro de sostenibilidad energética, industrial y medioambiental desde 1984».

hidrogeno

La consejera de Economía, Industria y Empleo, Marta Gastón, ha participado hoy en Bruselas en un encuentro internacional con los principales agentes públicos y privados de Europa y de otros países implicados en la investigación y promoción de las tecnologías del hidrógeno y ha suscrito un acuerdo de colaboración con la principal iniciativa tecnológica de la Comisión Europea para el fomento de este vector energético.

«Estoy segura de que colaborando conseguiremos unos grandes resultados. Estamos construyendo el futuro, que ya es una realidad. Un futuro cercano de eficiencia energética y de reducción de las emisiones contaminantes. Un futuro de sostenibilidad, con la que la Comunidad aragonesa lleva comprometida desde 1984», ha destacado la consejera durante su intervención en Bruselas en el encuentro internacional Stakeholder´sForum organizado por la iniciativa público-privada de la Comisión Europea relacionada con el hidrógeno y las pilas de combustible en el marco del Programa de Investigación e Innovación H2020, “Fuel Cells and Hydrogen. JointUndertaking” (Pilas de Combustible e Hidrógeno. Empresa conjunta). Un presente lleno de oportunidades para nuestro sector industrial y empresarial. En el encuentro se ha reconocido la trayectoria de Aragón en esta materia, la única Comunidad española que ha intervenido activamente esta cita internacional.

Gastón ha participado en la primera sesión de este foro, al que asisten representantes del Parlamento Europeo, el Comité de las Regiones, las direcciones generales de Investigación, Energía e Industria de la Comisión Europea, las empresas comprometidas con el desarrollo a través de tecnologías eficientes y limpias, y «de las regiones europeas que, como Aragón, creemos en el hidrógeno como vector de desarrollo hacia una sociedad mejor», ha apuntado.

El anfitrión del encuentro es Bart Biebuyck, director ejecutivo de la iniciativa público-privada que da título al evento internacional, la “Fuel Cell and Hydrogen 2 JointUndertaking”, FCH 2 JU, plataforma tecnológica europea resultante de la cooperación entre los principales representantes de la industria, instituciones académicas, centros de investigación y autoridades públicas, todos ellos con una amplia experiencia dentro del ámbito de las estrategias de investigación, desarrollo, innovación y despliegue de las pilas combustible y de las tecnologías energéticas a partir de la utilización del hidrógeno como vector energético.

Al término de la sesión en la que participaba, la consejera aragonesa ha firmado públicamente un Convenio (o Memorando de Entendimiento) entre la Comunidad Autónoma de Aragón y la plataforma FCH 2 JU, con el objetivo de acelerar la comercialización de tecnologías de hidrógeno y pilas combustible.

Este Memorandum of Understanding (MoU), es extensivo a todas las regiones y ciudades europeas, llamadas a desempeñar un papel clave en la implementación de iniciativas para la descarbonización de los sistemas de energía y de transporte siempre alineadas con las prioridades estratégicas y de los planes de financiación de la Unión Europea. Uno de sus objetivos es fomentar desarrollo y la puesta en marcha de flotas de movilidad que hagan uso de este combustible, promoviendo su sostenibilidad.

Gastón ha resaltado la apuesta del Gobierno de Aragón por las tecnologías del Hidrógeno a través de un instrumento de actuación reconocido, de carácter privado, pero determinadamente soportado e impulsado por la Comunidad Autónoma, como es la Fundación para el Desarrollo de las Nuevas Tecnologías del Hidrógeno, una apuesta gracias a la cual –ha recordado- la Comunidad Autónoma «es referente en este campo desde hace más de 13 años».

La firma supone por tanto la adhesión formal, más explícita si cabe, a los esfuerzos compartidos y puestos en común por los principales agentes europeos en este campo, y que el Gobierno de Aragón ha asumido e incluido en todas sus líneas de planificación estratégica: industrial, energética, de innovación, de lucha contra el cambio climático, o de planificación urbanística sostenible.

«Nos hallamos en un momento de gran actividad en el campo de las tecnologías del hidrógeno y están empezando a definirse los primeros corredores de estaciones de repostaje de hidrógeno en Europa», ha dicho la consejera. Alemania, Inglaterra, Inglaterra, los países escandinavos y Francia (sobre todo en su mitad norte) son algunos de los estados con programas ambiciosos en esta línea.

En este sentido, Gastón ha subrayado que Aragón forma parte del primer corredor de repostaje que se está definiendo entre el noreste de España, Andorra y el sur de Francia, a través del proyecto H2PiyR, aprobado e incluido en el Programa de Cooperación territorial INTERREG V-A España-Francia-Andorra 2014-2020, siendo la Fundación para el Desarrollo de las Nuevas Tecnologías del Hidrógeno en Aragón quien coordina el proyecto, apoyado por varios municipios de la Comunidad Autónoma.

Además, la Fundación participa en otros seis proyectos de la FCH JU en las diferentes áreas de estas tecnologías: de producción de hidrógeno a partir de renovables, soluciones de almacenamiento, sistemas basadas en pilas de combustible, formación y concienciación. «En todos estos proyectos –ha dicho Gastón- queda patente el objetivo de Aragón y de la Fundación de promocionar estas tecnologías entre el tejido económico, empresarial e industrial, siendo un verdadero tractor de tal fin».

La consejera ha recordado que el pasado mes de junio se constató en Zaragoza el desarrollo del sector y el avance de las soluciones tecnológicas disponibles ya en el mercado durante el Congreso Mundial de la Energía del Hidrógeno WHEC 2016. Y se ha comprometido a seguir impulsando su implantación junto a las regiones y otras instituciones europeas porque “la coyuntura global nos insta a apoyar más determinadamente que nunca la lucha contra el cambio climático”.